Nokia Lumia 520, lo bueno y lo maloMi Móvil Windows